El Museo Prehistórico de Thera en Santorini

El Museo Prehistórico de Thera en Santorini

2507
0
Compartir
Entrada al Museo Prehistorico Thera en Santorini
Entrada al Museo Prehistorico Thera en Santorini @ Norbert Nagel / Wikimedia Commons - License: CC BY-SA 3.0
Santorini Hoteles Santorini Imerovigli
Booking.com
Santorini Fira Santorini Oia Santorini Perissa

El poblado prehistórico de Akrotiri es una de las más antiguas y más importantes centros urbanos del mar Egeo, por lo que, en términos de importancia, el Museo de Prehistoria Thera se considera igual a la Acrópolis y a los museos Vergina.

Dirección: Fira Santorini 847 00 Grecia
Teléfono: +30 22860 23217
Horarios: 8.30 – 15.00 (Lunes cerrado)

Precio: 3 €La entrada es gratuita los domingos desde Noviembre hasta Marzo y el primer domingo de cada mes excepto en Julio.

Pequeño pero conciso, bien estructurado, el museo ofrece un viaje en el tiempo único en el pasado lejano de Santorini, en Grecia y ayuda al visitante a descubrir, paso tras paso, la continuidad y el progreso de la civilización de Thera a través de los siglos.

Habitado desde al menos mediados del quinto milenio antes de Cristo, fue en el tercer milenio antes de Cristo cuando Akrotiri pasó de ser una aldea de pescadores a un notable poblado en la costa. A pocos metros de la entrada del Museo, las figuras de mármol y los jarrones de pie que encontramos nos recuerdan el papel activo que desempeñó Thera, no sólo en la civilización cicládica temprana, sino en la zona del mar Egeo en general.

Después de eso, las habitaciones de al lado no nos van a sorprender, pero sí sorprende el alto nivel de desarrollo alcanzado en el siglo XVII cuando se convirtió en un puerto comercial. El pueblo de Thera inventó sus propias formas de medición de la calidad, la propiedad y la procedencia de los productos básicos. Jarrones en formas estandarizadas y decoraciones, amplia gama de contrapesos de equilibrado de plomo, sellos en los vasos con los productos que llegaban de Creta, todos ellos nos hacen imaginar lo que debe de haber sido ser un comerciante en aquella época.Su apreciación de la belleza se hace más evidente en el dominio del arte.

Las pinturas murales, las jarras y jarrones y la joyería cubren casi la mitad de la superficie del museo. Desde el momento en que ponen los ojos en los frescos de las Damas y los Monos, estamos abrumados por sus ricos colores, sus líneas, su vitalidad y su sentido de movimiento. Y, estamos más que impresionados por la forma de las jarras de barro, que recuerdan a las aves listas para volar.

Por último, pero no menos importante, la estatuilla de la cabra dorada; su magia se ve reforzada por el hecho de que no han descubierto cuál era la función para la que fue creada.

¿Nos dejas tu valoración?

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.